Me pagan por viajar

Me cuesta trabajo recordar cómo era el tiempo cuando tenía hogar, no es que no lo tenga ahora pero… les voy a contar.

Hace muchos años yo trabajaba en un corporativo por Santa Fe , era una zona a lo que muchos le llaman Godín, donde había un montón de trabajadores porque esos edificios eran enormes y hay muchísimos de ellos, ya se imaginarán el tráfico que se hacía para poder salir de ahí, era muy cansado , pagaban bien así que con esa actitud hacía lo mejor que podía.

Yo estaba en el área administrativa de la empresa, mucho papeleo todos los días. Aunque terminara temprano no era suficiente  y aprovechaba para poder adelantar trabajo, algo que no te dicen es que cuando estás dejando tanto tiempo en el trabajo no vale la pena pero tenía dinero y con eso me bastaba.

Con el tiempo me empecé a cansar, pasaba más tiempo en el transporte público que en mi casa además de que si, tenía dinero pero no podía usarlo como yo quería, un día me hablaron a mi celular para ofrecerme un trabajo que ni me postulé pensé que era falso he de admitir pero me aseguraron que eran legítimos, me pasaron sus datos para que los investigara y eso hice.

Resulta que era un periódico muy popular y que buscaban a alguien con mi perfil la paga era muy similar pero sus oficinas estaban mucho más cerca de mi casa por lo que lo consideré seriamente, si quería cambiar pero no sabía si estaba preparada para dar ese salto, justo ese día de indecisión repartían en la calle unos separadores de libros que decía “Cuando quieres algo, todo el mundo conspira para que lo tengas”

Lo consideré una señal y acepté el trabajo, mi primer encargo era ir a hacer un reportaje de un festival en Cancún, mencionaron que por ser el primer viaje debía pagarlo yo pero que ellos lo pagarían no me dio confianza, pero lo hice de todas formas, en google me dijeron que seguro si escribía “encuentra vuelos baratos “lo haría y así fue en una página que se llama Viaja Compara de ahí en adelante viaje ese año lo que no había viajado en mi vida.

Ya casi no estoy en mi casa, la uso como un lugar para relajarme y cambiar la ropa o lavarla. Definitivamente estoy mucho más contenta y relajada de lo que estaba antes aunque no puedo negar que de repente extraño mi casa, mi cama, sé que me van a esperar ahí.

REFERENCIAS: YouTube || Viaja Compara || México Desconocido 

Por mientras disfrutaré lo que este trabajo tiene que ofrecerme, sé que soy afortunada de tener un empleo como este, me está dando la oportunidad de ver cosas increíbles y paisajes inigualables además esto es lo que quería: que me pagaran por viajar y no podría estar más contenta.

Mañana vuelvo a viajar en avión nuevamente para llegar a Cancún y cubrir una conferencia de prensa, no puedo esperar para poder meterme al mar en mi tiempo libre.